La empanada berciana más típica es la elaborada con acelgas, panceta y chorizo fresco.

Ingredientes (para la masa):
– 500 gr de harina de fuerza
– 150 ml de agua
– 100 ml de aceite
– 20 gr de levadura prensada
– sal

Ingredientes (para el relleno):
– acelgas tiernas
– cebolla
– patata
– panceta fresca
– chorizo fresco
– aceite de oliva
– sal

Empezamos elaborando la masa de la empanada. Calentamos el agua, sin que llegue a hervir, disolvemos la levadura y la sal. Con la harina formamos un volcán donde incorporamos el agua en el centro y el resto de ingredientes. Amasamos bien toda la mezcla y dejamos reposar en un lugar cálido. La masa estará hecha cuando haya doblado su volumen.

Mientras la masa sube, preparamos el relleno. Cortamos la patata en láminas finas, lavamos y picamos las acelgas y la cebolla en trozos muy pequeños. Mezclamos todo en un recipiente y salamos. Luego troceamos la panceta y el chorizo.

Cuando la masa esté lista, se divide en 2 partes y se estira hasta conseguir la base de la empanada, que colocaremos sobre una bandeja de horno previamente untada en aceite. Rellenamos la masa con la mezcla de patata, acelga y cebolla y encima colocamos la panceta y el chorizo. Estiramos el resto de la masa y tapamos la empanada. Cerramos los bordes ayudados del resto de masa que haya quedado. Se hace un pequeño agujero en el centro de la empanada y opcionalmente, se puede pinchar ligeramente con un tenedor para dejar que la masa respire. Se pinta la superficie con un poco de aceite de oliva.

El horno tiene que estar precalentado a 200ºC. Introducimos la empanada y dejamos cocer aproximadamente 1 hora.

Foto: fuente