Hoy os traemos una nueva receta. Como sabemos lo importante que es una buena alimentación, nuestra propuesta es cómo hacer tomate frito casero. Cómo sabréis el tomate es un alimento muy rico en propiedades. Si queréis saber más sobre sus cualidades, no dudéis en pasaron por este post para descubrirlas.

La receta que os presentamos hoy es muy sencilla pero con ella conseguirás darle un toque diferencial a tus platos. La salsa de tomate es un básico para acompañar todo tipo de platos. Desde la pasta o la carne o para hacer pisto ¿Preparados para empezar?

Ingredientes:

  • 3 kg de tomates.
  • 4 cucharadas grandes de aceite oliva virgen extra.
  • 2 cucharadas de azúcar.
  • 1 pimiento verde.
  • 2 cebollas.
  • 2 dientes de ajo.
  • Sal.

¿Cómo hacer tomate frito casero?

Lo primero que debes hacer es pelar los tomates. Para que este paso sea más sencillo te aconsejamos que primero les hagas un corte en forma de cruz y los pongas en una olla con agua hirviendo entre 20 segundos y 1 minuto.Seguidamente, pásalos por agua fría. De esta forma se pelarán de una manera más fácil.

Posteriormente, pica la cebolla, el pimiento y el ajo y sofríelos. Una vez que estén bien pochados, añade los tomates picados y deja que se cocine todo durante 30 minutos a fuego medio-bajo.

Ahora deberás pasar toda la mezcla  por un pasapurés. La textura de la masa deberá quedar fina para evitar grumos.

Tras conseguir la textura correcta, deberás colocar en una sartén el aceite de oliva y añadir la salsa, el azúcar y la sal. A fuego medio, deberás dejarlo entre 45 y 60 minutos. No olvides ir dándole vueltas y revisándolo cada cierto tiempo.

Por último, pruébalo y rectifica la cantidad de sal o azúcar si fuera necesario.

tomate frito

Una buena alternativa para mantener y almacenar la salsa de tomate, ya que es gran cantidad, es embotándola en botes de cristal.

¡Qué aproveche!